REFLEXIONES DIARIAS (XI)

– Papá, ¿tienes un momento? Quiero contarte algo.
– Claro que sí, dime.
– Verás… Hay una chica en el instituto que… me gusta bastante.
– ¡Vaya! ¡Qué bien! ¿Y ella lo sabe?
– Es que… no me atrevo. Es preciosa, lista, inteligente, simpática… Me da miedo que me diga que no.
– Por eso no te preocupes. En cuanto te conozca, te aseguro que no te dejará escapar.
– ¡Gracias, papá!

Y dando un sonoro beso a su padre, Lucía se fue al instituto sonriendo, segura de sí misma y de que todo saldría bien.

sombras

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s