RUMORES AL ANOCHECER

rumores

RUMORES AL ANOCHECER

  • Dicen que por las noches se ve con otro…
  • ¡Calla! No seas mezquino. Lo que ocurre es que estás celoso.
  • ¿Celoso? Lo único que hago es abrirte los ojos, despertarte, antes de que te des cuenta por ti mismo. Eres muy inocente, Juan, y a veces se te puede engañar como a un niño.
  • La quiero, ¿entiendes? La quiero con toda mi alma, y eso es algo que tú nunca podrás aceptar.
  • Eres un imbécil y un desagradecido. Te estoy avisando. Sólo quiero que conozcas todo lo que se dice por ahí de esa chica, antes de que cometas un grave error.
  • ¿Lo que se dice por ahí…? Son sólo rumores, rumores malintencionados, habladurías de gente chismosa que no tiene nada mejor que hacer.
  • Tú sabrás…, pero, ¿por qué no la llamas ahora mismo para ver si está en casa?
  • ¿Ahora? Es un poco tarde…
  • Por eso mismo. Así saldrás de dudas. Si está en casa, todo zanjado. Si no está…
  • ¡Déjame en paz! ¡Me estás volviendo loco con tus historias!
  • Tienes el teléfono aquí mismo. Sólo una llamada. Puedes preguntarle qué tal ha pasado el día…
  • … No tengo… ninguna duda… sobre ella…
  • Entonces, llámala.
  • ¡Cállate!

Juan apagó la luz y vio cómo su reflejo en el cristal se difuminaba al tiempo que el silencio envolvía aquel frío cuarto de baño.

  • ¡Juan, hijo, la cena está lista! – avisó su madre.
  • ¡Ya voy, mamá! Sólo tengo que… hacer una llamada.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s