ESFUERZO CON RECOMPENSA

trabajador

Juan llevaba trabajando toda su vida. Desde los cinco años, cuando ayudaba a su padre a montar el puesto del mercadillo, la vida de Juan había sido puro trabajo.

No aprendió a leer ni a escribir, nunca hubo tiempo para ello. Pero ahora, a sus cuarenta y cinco años, y motivado por sus hijos pequeños, decidió que sería buen momento para hacerlo.

Trabajaba mañana y tarde como mozo de almacén, y, al salir, volaba hacia las clases para mayores organizadas por el Ayuntamiento. Poco a poco, con mucho esfuerzo, muchas horas robadas al sueño y a su familia, Juan logró descifrar sus primeras palabras.

Y así, entre lágrimas, leyó la primera carta de sus hijos: “Papá, estamos orgullosos de ti…”.

Anuncios

2 pensamientos en “ESFUERZO CON RECOMPENSA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s